Cementerio bAbel


#

Hola, compañeros de Steemit.

Les ofrezco un relato relacionado con este día, que conmemoramos desde tiempos inmemoriales.


Cementerio bAbel


Me has matado ─dijo el gemelo, mirando con devoción a su compañero en la empresa que mantenían─. Bienvenido a mi reino, amado ─afirmó el deudo, hundiendo con deleite un poco más adentro en la panza el largo pedazo de hueso─. Ambos sintieron el peso aciago de la verdad detrás de los párpados y un frío inusual en las plantas de los pies. La sangre hierática de los parientes cubrió las mantas hechas con piel de serpientes que quedaron sobre la hierba seca, enlazadas, cruzadas en la puerta de la construcción.

#

Torre.jpg

#

*fuente*

El amanecer convulsionaba de frío y despedía nubes encarnadas por su boca sanguinolenta. Un viento estéril ululó alrededor de la atalaya con retumbos extraños y un bramar loco.

Lo arrastró afanosamente hasta la cima y una vez allí dejó que su carnal contemplara por póstuma vez, pateando la intemperie, la tierra desde el cielo. Ahora que sus ancianos padres se habían ido con las bestias menores en busca de quimeras a remotos mares, el sucesor reclamaba sus dominios con el improvisado puñal en alto, con bufidos extravagantes, con contracciones enconadas en el rostro fiero que hicieron escabullir a los otros lagartos lánguidos y atormentados que buscaban arrancarse entre sí algún trozo de carne.

Sin ninguna otra virtud que la pretensión de ser el único verbo que nombrara y dominara a las otras criaturas del baldío imperio, lo arrojó sin más cuerdas que las que proveen la infamia y el desaire, sin juicio ni clemencia, desde lo alto de la torre de piedra que hasta ayer entrambos construyeran.

El descendiente vio brillar las barras de oro que el sol ofrecía ante sus ojos y quiso permanecer entre ellas; pero en seguida sintió el paso agorero de las arañas por su estómago arruinado y recordó, cabeza abajo, al Dios Bael cuando se desterraba jurando no volver jamás a este monte infernal donde fue traicionado y se vio a sí mismo en una premonición representando infinitamente la caída. Él escuchó en medio de la paz el retumbe de su corazón tañendo y solo entonces sintió miedo. Maldijo a su hermano para siempre, se resignó y perdió la esperanza.

#

#

#

*fuente*

#



Entre las nubes un dragón rasgó el espacio del cielo con relámpagos y la madre tierra abrió su vientre hambrienta acogiendo al hombre desnudo al final de su caída, como un nacimiento inverso. La cárcava profunda recibió el alimento humano por primera vez. Provino luego la lluvia en roto costal de lágrimas haciendo salir del lar, con el impacto, una incesante reyerta de gusanos. El cuervo apocalíptico aprendió a volar.

*fuente*

#

#

El sepulturero intentó articular aleluyas en el Huerto del Señor pero no pudo porque en ese instante algo mudó en el laberinto de sus cuerdas vocales. Inició la metamorfosis en su lengua amarga. Bienvenido al pozo de los sueños, hermano ─guturó contra su propia voluntad, sin comprender el sonido ni el significado de sus palabras─, y de las sombras perdidas ─volvió a escuchar esa voz extraña, fundando a un mismo tiempo la poesía y la muerte, arrojando como eterno epitafio la garganta de asno sobre el pantano creado por la sangre familiar─.


Pie arena.jpg

*fuente*

Agradezco sus lecturas y comentarios

card.jpg


Comments 0