El infierno tiene una planta baja... (relato breve)


image.png

Fuente

El infierno tiene una planta baja

#

#

Las lágrimas resbalan por el volante del carro como si fuera una lluvia. Hay sangre fresca pegada al parachoque y en los cauchos delanteros. El cuerpo que está sentado dentro del carro respira, el que está debajo de los neumáticos no. La oscuridad despejada hace más consciente lo sucedido y es como si cada reloj del mundo se hubiese detenido, y por ese breve instante sobre el carro se diera una tormenta sin agua.

#

&

Ayer y antes de ayer, y mucho antes de que se casaran, el hombre empezó a abusar de la mujer, primero con palabras y luego con acciones. Ella no tuvo nunca las agallas para detener las agresiones masculinas, la madre siempre le recalcaba los 50 años que llevaba casada con su padre; y de hacerle frente al agresor, quien se burlaba no solo de su cara, de su cuerpo, también de su cobardía. Le decía: mi corderito de grasa, mi albóndigas con patas, mi bollo mal amarrao, y la mujer callada, quieta, temerosa. La mujer minimizada a estar en un rincón y besar el piso del hombre bestia.

#

&

Cada noche que llevaba su matrimonio, el hombre estuvo en el cuerpo femenino. Lo utilizó, lo ultrajó, luego se quedaba dormido a su lado como león que ya ha comido y no le teme a su presa. La mujer, adolorida y sucia, se levantaba y se metía a la ducha, llorando bajito, para no despertar la ira del dormido. Y como el tiempo tiene la propiedad de reforzar algunas cosas, también las hace costumbre, rutina.

#

&

Por eso cuando la llamaron del colegio de su hija para hablar “cosas serias y graves” con ella, jamás se imaginó que su vida matrimonial pudiera ser descrita en un dibujo. Pálida, inmóvil y callada la mujer miró el papel lleno de garabatos que representaban a una madre y a una hija acostadas con un padre que utilizaba un látigo.

#

&

Con el dibujo en mano, la mujer salió del colegio y como autómata empezó a dar vueltas con su vehículo. Cuando sintió que la noche llegaba, se apuró para llegar a casa. Allí, cerca, lo esperó pacientemente. Como a la media hora, el hombre llegó: tambaleante, ebrio, como todas las noches. Y en ese instante la mujer, por primera vez, no sintió miedo y aceleró.

#

#

HASTA UNA PRÓXIMA LECTURA, AMIGOS


Comments 11


Una historia impactante amiga, mucha realidad se deja sentir en tu relato, es lamentable que muchas mujeres de este mundo estén bajo el poder de la bestia que no ve en frente a una mujer sino a un objeto, a veces las decisiones por más crueles que parezcan suelen ser justas. Excelente final.

12.10.2020 23:19
0

Me siento no solo orgullosa de tus palabras, @adeljose, sino conmovida porque eres hombre. Necesitamos personas como tú que valoren a la mujer y le den su justo sitio en la sociedad: no delante, no debajo, sino a la par, al lado del hombre. Un abrazo, amigo

13.10.2020 00:24
0

Wuao...

Que real, que fuerte, que brutal, que triste, que de todo.

Una historia fuerte y que tristemente es una realidad en muchas partes del planeta. SIn distinción de raza, idioma, creencia, es algo que sucede y que a pesar del modernismo muchos hacen de la vista gorda y no buscan la manera de buscarle solución.

Solo pinan, solo critican, solo cuestionan pero nada mas eso.

Que lastima que las cosas sean asi todavia. Acciones medievales en tiempos modernos.

!Que locura.!

Te felicito... @nancybriti.

Hasta la proxima...

twopercent #venezuela

12.10.2020 23:38
0

Sabes, me siento bien, porque justamente, mis dos lectores en este día fueron hombres. De una u otra forma deseo mostrar una realidad que hay ahí afuera. Agradecida por tu comentario, @theatrorve, especialmente porque sé que eres una persona inteligente, sensible, amante de la naturaleza. Gracias por comentar. Saludos

13.10.2020 00:34
0

Hola amiga, que triste es que tu historia sea tan comun en el mundo y tambien lo sea el final tragico, definitivamente las mujeres tienen que dejar de callar los abusos y crear nuevos finales donde no ganen los malos, pues con este final gano el abusador pues le termino de destrozar la vida a esta mujer y su hija.
Un abrazo amiga y oremos para que en cada historia de la vida real triunfe el bien.

13.10.2020 01:16
0

Oye, ciertamente, a veces cuando eliminamos el mal con mal, no gana el bien. Gracias por esa perspectiva. Saludos, @genomil

13.10.2020 18:22
0

Es cierto que todavía quedo mucho por hacer, muchas conciencias masculinas que remendar, pues en el fondo, creo que el problema del machismo tiene unos cimientos muy profundos en la educación que se recibe y que todavía pasarán varias generaciones hasta que se vayan imponiendo mentalidades más equitativas e igualitarias. Pero también opino, que el mundo, en éste sentido, ya va encaminado, ya sabe que las cosas tienen que cambiar y aunque de una manera lenta y angustiosa, preveo ciertas luces que no me cabe duda de que terminarán constituyendo el gran alumbrado que el futuro requiere. A veces comparo el tema con la mitología y en éste sentido, siempre he dicho que los griegos eran muy inteligentes, pues aunque la figura principal era Zeus, el Olimpo lo idearon de manera que hubiera el mismo número de dioses y de diosas. Tal vez vaya siendo hora de recobrar lo honroso de los viejos mitos y volver a acoplarlos a las necesidades de objetividad y decencia que el mundo necesita. Abrazos

13.10.2020 11:40
0

He visto cómo en tu país, España, y como en otros como México, Chile, Colombia, se ha levantado una ola de protestas contra el machismo, el abuso en contra de la mujer. Aquí en Venezuela no han existido ese tipo de protestas, quiero pensar que es porque no hay tanta violencia en contra de la mujer y no porque están tan amordazadas que ni quiera pueden protestar. Es triste que en sociedades matriarcales promuevan la cultura del aguante, de la agresión masculina, del respeto a partir de la violencia. Gracias, @juancar347. El mundo debería tener más hombres como tú.

13.10.2020 18:29
0

Bueno, que conste en acta que yo, como hombre no estoy hecho de ninguna pasta especial. Intento ser objetivo y sobre todo, persona. También opino, que no hace falta llegar a los extremismos para defender una causa justa. Y sin embargo, he podido ver cómo asociaciones feministas de mi país son tan ultras y tan violentas, que realmente causan espanto, hasta el punto de que se las llama 'feminazis'. Cuando la razón se deja llevar por la fuerza y la violencia, pierde todo su sentido. Conseguir algo tan justo como el respeto y la igualdad entre hombres y mujeres, no tiene por qué conllevar violencia de ningún género y mucho menos perder el rumbo. La razón y la justicia se defienden con inteligencia, sentido común y saber estar. Cierto es que hay que cambiar muchas cosas, pero insisto, hay que empezar por ser padres dignos y proporcionar la mejor educación a los hijos, enseñándoles, desde pequeñitos lo que significa conceptos como respeto e igualdad. Y sobre todo, que nadie es mejor por ser más fuerte o más intransigente.

14.10.2020 10:06
0

Hoolaaaa amiga, la verdad cada día me gustan mas tus historias jejeje eres mi escritora favorita jejeje... Una historia que cuenta la realidad de muchas mujeres, el miedo las domina y no deja que cuenten su verdad al mundo, no es fácil, pero tampoco imposible. El mundo no es justo, la mayoría de las veces nos toca defendernos por si mismas sino siempre seremos las victimas ante tanta injusticia.

13.10.2020 20:09
0

Your post is manually rewarded by the
World of Xpilar Community Curation Trail

join the World of Xpilar Curation Trail, info can be found here

16.10.2020 00:47
0