ERRORES MÁS FRECUENTES AL ENTRENAR


El entrenamiento requiere de un proceso de disciplina y adaptación es una parte fundamental de nuestra salud ya que el ejercicio aporta múltiples beneficios a nuestro organismo. Lograr un cuerpo escultural sin mucho esfuerzo y en poco tiempo es el sueño de la mayoría, pero la realidad es que requiere dedicación y una buena orientación profesional. No todas necesitan los mismos ejercicios ni en la misma proporción todo dependerá del objetivo que se establezca como meta, en este sentido es importante una buena planificación basada en una metodología, técnica y ejecución, esto permitirá una adecuado cumplimiento de las metas acorde a las necesidades de cada persona.
Existen errores que pueden perjudicar nuestra salud. Los más frecuentes son los siguientes:
a) Demasiado Cardio a ritmo constante: Exagerar la práctica de ejercicios cardiovasculares “Correr y correr sobre una cinta, a un ritmo moderado y constante”. La clave en este punto del cual se obtiene mayor provecho es la adición de intervalos de alta intensidad que varíe la rutina. “El Correr o spinning aumenta la velocidad y/o intensidad por uno o dos minutos y luego reducirla por el mismo tiempo para entrar en la recuperación, debe hacerse varias veces y con la práctica acortará el tiempo de recuperación.

b) No levantar objetos pesados: Muchas mujeres se resisten al entrenamiento con fuerza por temor a adquirir más volumen, lo cual no es así, las mujeres no obtienen volumen con la misma facilidad que los hombres, en algunos casos es recomendable para los que les genere dudas de levantar pesas, hacer pliometría de alta potencia, “que son movimientos que soportan el peso propio del cuerpo como saltos en cuclillas” como otra opción la práctica de pilates. Otras personas se obsesionan por levantar pesas por su cuenta las cuales suelen ser demasiado pesadas, sin tener en cuenta la técnica ni la correcta ejecución de los movimientos. En ese sentido, hay que asegúrate de que realizas cada ejercicio con la técnica precisa con lo cual estarás evitando caer en lesiones y tus fibras musculares se adaptarán correctamente a los movimientos.

c) Funcionado sin alimentos ni líquidos: La falta de alimentación y la poca ingesta de líquidos. Muchas personas entrenan a primera hora de la mañana o después del trabajo a menudo no han comido en horas, lo recomendable es comer una merienda saludable o mini-comida, como las almendras, una ración de frutas o una barra de energía baja en calorías; una hora antes de ir al gimnasio.

d) Ejercicios de Forma Incorrecta: Esto obstaculiza el progreso, y con frecuencia puede originar lesiones importantes, si su entrenamiento es solo realícelo frente a un espejo, lo que permitirá visualizar de forma instantánea la forma en que está realizando el ejercicio, si lo realiza en un gimnasio solicite sesiones de entrenamiento personalizadas lo cual le permitirá mostrar la forma correcta de realizar los ejercicios.

e) Impaciencia: Muchas veces nos establecemos metas irreales o nos comparamos con otras personas que pueden entrenar más duro, rápido y por más tiempo. “En realidad, esto puede llevar al aumento de peso en lugar de la pérdida, ya sea porque se rinde en el entrenamiento completo o por comer cuando nos sentimos mal por no lograr nuestro objetivo. Cada cuerpo es diferente y lo importante es centrarnos en nosotros, todo trabajo duro que realicemos para perder peso, hará que la recompensa sea aún más dulce.

f) Entrenar solo con una disciplina: Son muchas las personas que se limitan a realizar una disciplina determinada, pero esto es un error que conviene evitar, ya que no se consiguen trabajar todas las capacidades físicas básicas y coordinativas y no se consigue llevar a cabo un entrenamiento completo. Lo ideal es seguir un entrenamiento adecuado y equilibrado combinando dos deportes diferentes que impliquen, fuerza, flexibilidad, cardiovascular, trabajo postural, coordinación, etc.

g) Omitir el estiramiento: Entrenar sin estirar es uno de los errores más comunes y perjudiciales para los músculos, el estiramiento es parte del calentamiento del cuerpo; por lo tanto debe hacerse antes de iniciar; pero también se deben estirar los músculos, luego de finalizada la jornada. “Esto ayudara a evitar lesiones, y a sacar más provecho del entrenamiento”.

h) Abdominales siempre: Un gran error que se comete sobre todo las mujeres es pensar que mientras más abdominales hacen, más rápido podrán mostrarlo con un bikini, la realidad es que los músculos de la zona media del cuerpo y abdominales laterales son bastantes difíciles de tonificar. “El secreto está en la cantidad de abdominales que se hagan y en la calidad de los mismos, por lo tanto no debemos desgastarnos mucho haciendo abdominales sin una buena orientación.

i) En Automático: Si utilizamos pesos muy ligeros y finalizamos el entrenamiento sin ni siquiera comenzar a sudar, o tomamos demasiado descanso entre un ejercicio y otro; lo más probable es que no estemos retando a nuestros músculos lo suficiente.

entrenar.jpg


Comments 0